Ventajas de Automatizar el Marketing.

Hay dos ventajas claras asociadas a la automatización:

  1. Escalabilidad
  2. Optimización

 

¿ Porqué el Marketing Automatizado es más escalable ?

Cuando creamos una campaña de captación o fidelización para ser ejecutada por un Robot (un sistema informático dotado con inteligencia artificial), estamos garantizando que éste podrá replicar las acciones tantas veces como haga falta, sin una variación de los procesos.

Esto toma importancia, por ejemplo, cuando estamos haciendo una campaña de captación mediante anuncios. En las campañas gestionadas por un Robot, una vez hallamos los parámetros idóneos para atraer a clientes potenciales cualificados, podemos, dentro de los límites del tamaño del mercado potencial, crecer con la mera ampliación del presupuesto de anuncios.

El impacto también es notable en el ahorro de dinero. Habitualmente, el coste de gestión es mínimo, por lo que crecer en dimensión no genera nuevos costes, cosa que si pasaba en el marketing tradicional.

¿ Porqué el Marketing Automatizado es más óptimo ?

El Marketing Automatizado tiene que ser el resultado de Codificar en un Robot un conjunto de procesos de marketing que han sido diseñados en base a la experiencia. Este concepto, debe verse además como algo continuo. Cada vez que se produzca un nuevo evento (cualquier compra de un cliente, lanzamiento de un producto, oferta…) debemos alimentar nuestro Robot para que adquiera un procedimiento

De esta manera, convirtiendo las actividades de marketing en procedimientos automatizados, aseguramos que la ejecución se haga de forma óptima. El Robot actuará en el momento idóneo, en la forma correcta.

Un ejemplo podría ser el siguiente: detectamos que, pasados 30 días de la compra por parte de un cliente, es el momento de ofrecerle posibles ampliaciones de su servicio. Con el Marketing Automatizado podemos hacer que esto suceda de forma exacta, para todos los clientes. Podemos además personalizar cada oferta al perfil de compra inicial realizada por cada cliente.